miércoles, 4 de agosto de 2010

Mi nuevo juguete

Mi nuevo juguete

Hacía tiempo que le tenía ganas a este, sobre todo desde que me dí el capricho de comprarme la Nikon FM2. Pensaba -y sigo pensando- que es el complemento ideal para completar el círculo del snobismo fotográfico: es de la misma época (año 1978 si no me equivoco), totalmente manual, grande, pesado y poco manejable. Pero es bonito. Y además sigue siendo un zoom extraordinario por su versatilidad con un recorrido desde 50 hasta 300mm y su luminosidad (1:4,5 lineal de principio a fin). Poco más puedes necesitar: con este me puedo apostar junto a una playa y fotografiar desde un plano general de esas chicas tomando el sol en la toalla hasta un primer plano de un pezón apuntando al sol del verano.

4 comentarios:

Gregorio Luri dijo...

Es evidentemente una notable prótesis fálica.
Estoy seguro de que sabrá sacarle partido.

Cel.lia dijo...

Si.
Definitivamente la suya es la más grande.

arrebatos dijo...

¡No digas estas cosas, Celia, que me llenarás esto de señoritas de moral disipada!

Cel.lia dijo...

De esas que fuman y te hablan de tú?
qué horror!