miércoles, 29 de marzo de 2006

La mañana

(allegro ma non troppo) Tirururirururirururi Tirurirurirururirururirururi (1) en realidad es lo que importa. Tengo el móvil programado para que cada día –laborable, se entiende, aunque a menudo suena algún sábado-, a la misma pronta hora, suene su deliciosa y suave melodía. Y es tan, pero tan suave que –a menudo también- no me despierta. Y cuando lo hace empieza mi lucha diaria con los –malos, pésimos- diseñadores de objetos tan cotidianos como un móvil. Como el mío concretamente. Tiene un teclado con un diseño tan bueno, que para pulsar las teclas superior derecha e izquierda, también conocidas como 1 _ y 3 def, debes girar 90 grados la articulación del pulgar con respecto a la muñeca y atacarla lateralmente, como por sorpresa. También tengo programado el móvil para que el despertador suene cada cinco minutos una vez apagado pero –¡oh sorpresa!-, esa práctica opción sólo funciona si le das a un botón, un único y concreto botón. Si no le das a ninguno o a cualquiera de los otros ya no vuelve a sonar hasta el día siguiente a la mismo hora, eso sí que lo tiene. Claro que, teniendo en cuenta que el botón en cuestión es el también conocido como 1 _, que el despertador lo pones porque estás dormido –Perogrullo-, que está oscuro porque estás durmiendo –otra vez Perogrullo-, que a esas horas las legañas no me dejan ver las estrella –tagorismo- ni nada que se ofrezca ante mis ojos y que el diabólico objeto tirururirururirururi no tiene luz... ocurre que lo apago definitivamente y me quedo frito, iniciando a mi manera el segundo movimiento de Peer Gyntzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz.

Afortunadamente es primavera. Algunos afortunados son alegremente despertados por los trinos de los pajarillos posados en las floreadas ramas de los árboles, que calientes y ávidos de sexo como van no dejan de inundar el espacio sonoro con su canto. Otros, como yo, tenemos a una cuadrilla de obreros (supongo que también calientes y ávidos de sexo) posados en las metálicas plataformas de un andamio, justo junto a la terraza. Y nos despiertan con sus trinos y sus gráciles conversaciones a voz en grito de garganta cazallera –me duele a mí sólo de pensarlo- …

¡¡¡Eeeeeeeehhhhhh!!!!, dile al del camióooooooon, que se lleeeeeveeeeee los paléeeeeeees vacíiiiiiiiios. ¡¡¡¡EEEEeeeehhhhhh!!!!! ¡¡¡¡Los paléeeeeeeeEEEEEEEESSSSS!!!!

…desde un décimo piso a la calle.



(1) Nota aclaratoria para no musicólogos: Esta es la versión para onomatopeya inspirada en la versión para móvil del primer movimiento –La mañana- de la afamada Peer Gynt, Suite Nº1 de Edvard Grieg, el célebre compositor noruego. Aclarado este importante punto, podemos volver al texto principal que

5 comentarios:

Chusky or Gus dijo...

Chusky: tú lo has entendido?
Gus: creo que sí, parece una queja sobre el tema de madrugar y despertarse
Chusky: pero esto chaval no era ese que no llegaba al curro antes de las 10:00 nunca?
Gus: pues creo que sí, pero parece que entre los paletas y el manejo del móvil se le hace un coñazo esto de despertarse.
Chusky: y que tienen que ver lo pájaros?
Gus: que deben ser más agradables
Chusky: y los paletas?
Gus: que hacen demasiado ruido
Chusky: pues que le de el móvil a los paletas y se compre un canario
Gus:¿?

El Piscuis dijo...

me muero!!! me cago de la risa, jajaj... esto deberían leerlo todos los put...(homosexuales, lividinosos, avidos de hombres) diseñadores de telefonitos...

No probaste con un radio reloj despertador de mesa de luz? de esos que se desprograman cuando hay un corte de luz? o unos de esos despertadores a pilas chinos que cuando duermes sueñas con locomotoras? jajj, yo probé de todo eso. Finalmente me casé y ahora me despierta mi bruja. No te recomiendo lo último, mientras puedas sigue con el telefonito o prueba con un canario, como dicen Chusky y Gus

El Piscuis dijo...

no se puede comentar en el ultimo post? el de despedida? Bien, desde acá pongo mi minuto de silencio...

pd a 1/2 dijo...

Jajajaajajjaajaja
Yo creo, Chusky, que fue el único día que llegó antes de las 10 al trabajo...
Y sí, lo más lógico es darle el celular al paleta para que se comunique con su compañero, y comprarte un canario, periquito o similar, para despertarte de una forma menos "humana" ;-)

Rain dijo...

Madrugador, si canata usted, seguramente lo hará tan bien que los pajarllos trinarán...

Madrugador, que tenga usted my buenos días, muy buenas tardes y muy buenas noches.