martes, 21 de julio de 2009

Unos minutos de publicidad

Mis gustos musicales son raramente compartidos y pese a ello, o precisamente por esta razón, abandero una especie de cruzada personal con el fin de encaminar por la senda del buen gusto a la gente que me rodea que, ingratos ellos, no sólo no me agradecen esta tarea digna de encomio sino que debo soportar constantes e infundadas quejas, cuando no injurias. Pero no estoy solo, desde que descubrí Spotify que se ha convertido en mi aliado.

Por otra parte –ahora os explico la correlación- detesto la playa, no soporto el calor sofocante, los mojitos me producen arcadas garrapiñadas y la última y más terrible resaca que recuerdo fue producto de un exceso de ron Brugal (espacio patrocinado), y pese a todo, cuando he visto que esta marca de ron ha organizado un concurso consistente en hacer una lista en Spotify con mis diez –¿sólo?, he exclamado- canciones favoritas, no he dudado en participar. El premio: un viaje para dos personas a la República Dominicana. ¿Te gustaría ir a la República Dominicana? ¿Para qué –me ha respondido ella- para pillar un buen melanoma? A ella le gusta la playa tanto como a mí pero, eso sí, le da al mojito cosa mala si está bien mezclado. Es decir, que el premio nos la trae floja: Todo se reduce a una cuestión de ego presuntuoso. Si fuera a Cuba, todavía…

El problema ha sido reducir mi primera lista de veinticinco canciones que ya incluía sensibles amputaciones. Sí, detesto hacer listas cerradas y las pocas ocasiones que me he aventurado a citar mis diez principales, siempre he hecho trampas para colar algunos más mientras lamentaba los que me dejaba en el tintero. Y eso que en Spotify no están ni los Beatles ni Pink Floyd ni, ¡válgame Dios, Led Zeppelin! De hecho, en el caso que nos ocupa, esta desagradable ausencia me ha facilitado la tarea, aunque ya me dirás.

Regreso de los cerros de Úbeda. La lista es esta. ¿Por qué?

  1. 1. Hey Joe de Jimi Hendrix porque la primera vez que la escuché me dejó temblando. Y todavía hoy. La lista de la música que no habría sido sin Hendrix es tan extensa que no cabría en este post.
  2. 2. Like a Rolling Stone de Bob Dylan por lo grande de la canción y por los huevos que tuvo Dylan de romper con todo lo que se había creado a su alrededor sin él haberlo pedido. Y porque el mismísimo Mick Jagger reconoció en cierta ocasión –refiriéndose a Like a Rolling Stone- que la mejor canción de los Stones era de Dylan.
  3. 3. Gimme Shelter porque los Rolling Stones tampoco eran mancos precisamente. Y si tengo que elegir una mañana, quizás sea otra. Hay abundantes clásicos dónde elegir.
  4. 4. Crossroads de Cream en directo. La discografía de Clapton es tan prolija que todavía ahora dudo de si esta es la que más me gusta, aunque sin duda es una versión brutal del clásico de Robert Johnson.
  5. 5. With a Little Help From My Friends, en la version de Joe Cocker de la pequeña composición de los Beatles, quienes reconocieron que su canción había mejorado con creces. Y porque a este hombre no le hace falta ser guapo ni tener buena voz para cantar como el mejor, es más, hasta se permite gesticular sobre el escenario como un epiléptico borracho sin que nadie se atreva a poner en duda su enorme talento.
  6. 6. Roadhouse Blues de The Doors por la sencilla razón que la incluía siempre en mis grabaciones en cintas de 90 minutos, antaño. Un temazo.
  7. 7. Vicious de Lou Reed que, vete tú a saber por qué, siempre me he sentido identificado con esta canción. Tanto que, vicioso que es uno, la llevo como tono en el móvil, ya ves tú.
  8. 8. Jersey Girl, porque se la escuché a Springsteen (cosas de la edad) y descubrí a Tom Waits. Y porque me hizo llorar pese a que la chica no fuera de Jersey.
  9. 9. Famous Blue Raincoat de Leonard Cohen. Punto.
  10. 10. Lover, You Should’ve Come Over de Jeff Buckley porque cada vez que la escucho se me pone la piel de gallina. Porque el bueno de Jeff no se merecía ese final. Porque nosotros nos merecíamos que no se fuera tan pronto.


votar En este país no se vota ni en las generales, ya lo sé...

Y esto (con imperdonables ausencias) es todo. Por el camino se quedaron Mistreated de Deep Purple, Cross Eyed Mary de Jethro Tull, Ball And Biscuit de The White Stripes, I Put A Spell On You de los Creedence, Kozmic Blues de Janis Joplin, por no hablar de Sin Documentos de Los Rodríguez, Flaca de Calamaro, El Rescate de Bunbury, Mediterráneo de Serrat y un largo etcétera del que he obviado el jazz. Si finalmente gana esta lista, entre los votantes se sorteará un magnífico lote consistente en una botella de Odysseus (viñedos de Ithaca, Priorat) y dos copas tipo Burdeos.

7 comentarios:

Berto dijo...

Increible... a medida que iba leyéndo la lista sentía una especie de incredulidad extraña. De tu lista de diez, ocho las había escogido ya mientras leía la introducción del post.

La 8 y la 9 las hubiera cambiado... yo me habría decidido quizás por "You're only lonely" de Micah P. Hinson y "El equilibrio es imposible" de Piratas. Son canciones relativamente recientes comparadas con las otras ocho, pero estoy seguro de que me acompañaran toda la vida.

Chapeau!

(Algo intuía desde que tuve "parte" de tu música como cabecero de cabecero... jejejeje...)

arrebatos dijo...

Coño, Berto, 80% de afinidad. No está mal.
¿Quieres casarte conmigo?

adu1 dijo...

Vamos a ver. Ésta es la lista de todos los que pasamos, de poco, de los cincuenta. Con escasas variaciones. A Creedence los hubiera subido un poco. En fin, nada, pequeños detalles.

pd. yo, aunque sólo sea por joder, nunca hubiera puesto a los Beatles.

arrebatos dijo...

Angel, quizás si la hago la semana que viene el resultado cambia. No demasiado, pero cambia. De hecho me vale cualquier otro orden, salvo para las dos primeras.

Respecto a los Creedence, en la primera criba había tres canciones suyas: "I put a spell on you", "Proud Mary" y "I heard it through the grapevine". Tuve que sacrificarlas en beneficio de otras.

Y sí, yo hubiera puesto alguna de los Beatles, pero de George Harrison, eso sí.

Cel.lia dijo...

Fíjese arrebatos en lo que han dicho:
"Ésta es la lista de todos los que pasamos, de poco, de los cincuenta."

ji ji ji ji

arrebatos dijo...

¿Qué culpa tendré yo de haber pasado mi adolescencia a través de los infames ochenta? Demasiada laca para mi gusto, era necesario echar la vista atrás.

Berto dijo...

A mi también me ha dolio eso... bastante además. Joder.